LA FÓRMULA


Hoy toca último post del año, miles de páginas y de blogs se llena en este día de ese último post haciendo balance del año que termina y esbozando propósitos para el que está por nacer y millones de vidas hacen lo mismo, quizá no lo escriban en ningún lugar, pero sus mentes y corazones se llenan de esperanzas y buenos deseos para el futuro.

“Hacer esto y aquello” y “dejar de hacer esto otro”, todos los años ocurre lo mismo, al dar la última campanada parece que un lienzo blanco se extiende ante nosotros para comenzar a pintar un nuevo cuadro, una nueva vida, pero tristemente la mayoría de esos propósitos acaban muchas veces en decepción y otras muchas ni siquiera ven un atisbo de luz, trayendo así frustración, desconsuelo, tristeza y la tan repetida frase “a ver si el año que viene es mejor que este”

Hoy te doy LA FÓRMULA, la definitiva para que este año que comienza sea un año de victoria en tu vida, un año repleto de bendiciones desde el primer hasta el último día (¡¡ ATENCIÓN es una fórmula total y absolutamente efectiva!!):

En primer lugar da gracias a Dios por el año que termina (Sean agradecidos en toda circunstancia, pues esta es la voluntad de Dios para ustedes, los que pertenecen a Cristo Jesús.  1 Tesalonicenses 5:18 NTV) y si hay algo de lo que arrepentirse, no esperes ni un minuto más, el arrepentimiento genuino despeja el camino para futuros gloriosos.

Y en segundo lugar para el 2016 ten UN ÚNICO PROPÓSITO, solo uno:

Si esto es así, entonces haremos lo que tengamos que hacer, y dejaremos lo que no conviene. esto abarca todas las áreas de nuestra vida, la espiritual, la emocional, la física, la laboral, la familiar,...
Hacer la voluntad de Dios, que ese sea nuestro propósito, es “así de fácil”, y si lo saturamos de determinación (leer aquí y aquí) te aseguro que tendremos el 2016 que todos deseamos.

Feliz año amad@ y no olvides “la fórmula”

2 comentarios:

  1. Amén...hermoso mensaje y palabras llenas de sabiduría, lo más importante hacer la voluntad de Dios...gracias amada Esther por ser un canal de bendición, has bendecido mi vida con tus mensajes, he aprendido a través de ellos también. He visto al Señor en todo lo que haces. Dios te siga usando de gran manera, doy gracias a Dios por haberte puesto en mi camino y por poder compartir todo lo bello del Señor, somos amigas y hermanas en Cristo. Tienes un lugar especial en mi corazón. Feliz 2016 para ti y familia, sea prospero y lleno de todo lo bueno que nos da el Señor. abracitos linda amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Qué decirte que ya no sepas querida hermana?... Todo mi cariño

      Eliminar

Deja tu comentario, seguro nos bendecirá.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...