LA FÓRMULA


Hoy toca último post del año, miles de páginas y de blogs se llena en este día de ese último post haciendo balance del año que termina y esbozando propósitos para el que está por nacer y millones de vidas hacen lo mismo, quizá no lo escriban en ningún lugar, pero sus mentes y corazones se llenan de esperanzas y buenos deseos para el futuro.

“Hacer esto y aquello” y “dejar de hacer esto otro”, todos los años ocurre lo mismo, al dar la última campanada parece que un lienzo blanco se extiende ante nosotros para comenzar a pintar un nuevo cuadro, una nueva vida, pero tristemente la mayoría de esos propósitos acaban muchas veces en decepción y otras muchas ni siquiera ven un atisbo de luz, trayendo así frustración, desconsuelo, tristeza y la tan repetida frase “a ver si el año que viene es mejor que este”

Hoy te doy LA FÓRMULA, la definitiva para que este año que comienza sea un año de victoria en tu vida, un año repleto de bendiciones desde el primer hasta el último día (¡¡ ATENCIÓN es una fórmula total y absolutamente efectiva!!):

En primer lugar da gracias a Dios por el año que termina (Sean agradecidos en toda circunstancia, pues esta es la voluntad de Dios para ustedes, los que pertenecen a Cristo Jesús.  1 Tesalonicenses 5:18 NTV) y si hay algo de lo que arrepentirse, no esperes ni un minuto más, el arrepentimiento genuino despeja el camino para futuros gloriosos.

Y en segundo lugar para el 2016 ten UN ÚNICO PROPÓSITO, solo uno:

Si esto es así, entonces haremos lo que tengamos que hacer, y dejaremos lo que no conviene. esto abarca todas las áreas de nuestra vida, la espiritual, la emocional, la física, la laboral, la familiar,...
Hacer la voluntad de Dios, que ese sea nuestro propósito, es “así de fácil”, y si lo saturamos de determinación (leer aquí y aquí) te aseguro que tendremos el 2016 que todos deseamos.

Feliz año amad@ y no olvides “la fórmula”

NADA IMPORTA



Nada importa solo entender
que Tu mano me sostiene
y si hay niebla y parezco perdida
tu mano no deja de estar.

Nada importa solo entender
que estas rodeando mi vida
y aunque llueva en el corazón
tu sol saldrá para mi.

Nada importa, solo entender
que tu cuidado me abriga
y aunque las paredes caigan
tu nube me cubrirá.

Nada importa, solo saber
que nada importa estando Tú.
 
 
Amad@s, con el Señor Jesús en el corazón entendemos que todo es pasajero, pero Él ha preparado morada para nosotros, ¡no hay mayor seguridad! lo demás pasa a un segundo lugar.
Feliz día para todos.

CALENDARIO 2016 (REGALO)


Buenos días amad@s, he estado unos días desaparecida de Internet, he estado ocupada, actividades, nuevos proyectos, pero bueno..., ¡ya estoy de nuevo por aquí!, y como dice el refrán, lo prometido es deuda, así que hoy les traigo EL REGALO que les había prometido: “Un calendario 2016”, para el año que comienza, 12 meses que tenemos por delante.

No es cualquier calendario, sino uno especial, con un versículo para meditar en cada mes y un pensamiento que el Señor me dio, basado en cada versículo, con espacio para notas importantes y con espacio en cada uno de los días para anotar lo que quieras, una cita, el versículo que Dios te dio ese día, el cumpleaños de alguien,…

Solo imprimir y comenzar a usar.

Si quieres que te lo envíe mándame un correo a comobrisafresca@hotmail.com poniendo CALENDARIO en el asunto, o déjame un comentario por aquí diciéndome que quieres que te lo envíe, dejándome tu correo para poder hacerlo y con gusto te lo enviaré.

Todos los que lo tengan estaremos meditando el mes en ese versículo ¡es hermoso! un mismo cuerpo meditando en la Palabra de Dios.

Feliz día y bendecido día.

FLORES EN MI VENTANA (18)

¡Cómo no sentirse agradecida por tanto amor entregado! ¡Cómo no sentirse agradecida por tantos detalles de los que mi Amado se ocupa! ¡Cómo no sentirse agradecida por los milagros recibidos!, así que aquí va una nueva entrega de "Flores en mi ventana"


- De nuevo Tú

- Ese mensaje de la cruz grabado en mi corazón, trayendo total libertad.

- Servirte, ¡no hay mayor gloria!

- Sigues ocupándote de esos "pequeños" detalles, que nadie percibe, pero que ¡a mi me hablan tanto!

- Real y palpable ese versículo: "a los que aman a Dios, TODO les ayuda para bien".

- Tu cuidado en todas las áreas.

- Altares en lugares altos siendo derribados.

- Un libro leído, hermoso, impregnado de lucha: Cerrojos de libertad (Ver aquí)

- Tu Palabra derritiendo mi corazón

- Nuevas "ideas" que pones ante mi para seguir llevando Tu Palabra, ¡definitivamente Creador, Tú eres el más creativo!

- Un nuevo pueblo para evangelizar.

- El Hacedor de milagros sanando a alguien a quien amamos. Gracias infinitas.


Y a tí ¿cuántas flores ha dejado el Señor en tu ventana?


Un abrazo para todos y feliz día.

* Si quieres estar al día de otras publicaciones, no dejes de visitarme en Instagram o Google+

... UN CORAZÓN



El corazón agradecido

recorre millas,

extiende capas,

ilumina el camino

y pone a su cuentas los gastos del herido.

El corazón que agradece

no mira al pasado

anhelando el pecado que fue perdonado,

ni busca venganza, ni gloria,

ni se viste de alarde

sino que se ensancha por el que vuelve,

por el que las algarrobas deja

para sentarse en la mesa del Padre.

El corazón que agradece

extiende la mano,

besa con una sonrisa,

es el enamorado,

que aún no comprende

todo lo que en la cruz le fue perdonado.
 
 
 
Buenos días a todos, ¿cómo tienes tu corazón?


HABLANDO DE DETERMINACIÓN...


Hablando de determinación, como en una de las entradas anteriores (Puedes verla aquí) y entendiendo su importancia, puse como ejemplo la determinación sabia de José de poner a Dios en el primer lugar en todas sus decisiones, pero de igual manera que una determinación sabia, correcta, cambia nuestra vida para bien, una determinación incorrecta, basada en otros aspectos que no sea buscar la voluntad de Dios, puede influenciar negativamente en la vida.

¿Un ejemplo de ello? Lot. Cuando tuvo la posibilidad de elegir hacia donde quería extender sus tiendas, se dejó llevar por la vista, por le verdor de los prados, no oró (Génesis 13:10,11) y fue extendiendo sus tiendas hasta la ciudad de Sodoma, tantó fue así, que vemos que se instaló a vivir en aquella ciudad de pecado.

Una determinación marcada por lo que veían sus ojos, no por lo que Dios quería para su vida.

Si leemos la historia de Lot vemos que su tío Abraham lo rescató después que fuese arrestado y llevado cautivo por estar donde no convenía (Génesis 14). Aún así, después de ser rescatado tomó de nuevo la determinación de volver a habitar, a residir en Sodoma, terrible error, terrible decisión tomada nuevamente en la carne.

¿Cómo no aprender de lo sucedido? ¿Cómo no orar para saber cuál es la voluntad de Dios? ¿Cómo? pues como muchas veces actuamos nosotros, dejándonos llevar por nuestros propios deseos. Sabemos lo que ocurrió después, Dios determinó juicio sobre aquella ciudad debido a su terrible pecado y solo la misericordia de Dios y la intercesión de su tío salvaron la vida de Lot (Génesis 19:29), aunque su esposa se quedó por el camino.

¿Entendemos las consecuencias de las malas decisiones, de tomar un determinación NO basada exclusivamente en la voluntad de Dios?

Si hemos sufrido de manera personal alguna consecuencia por una determinación incorrecta, aprendamos del error para no repetir, y si esto no ha llegado a tu vida, de igual forma aprendamos del ejemplo bíblico para, llegado el momento, parecernos y actuar como José y no como Lot.
Hoy, ¿cuál será tu determinación?

FLORES EN MI VENTANA (17)


¡Cuántas flores cada día mi Señor, detalles, vivencias, noticias, pero tu amor, el más inmenso de los ramos!

 
Dad gracias en todo, porque esta es la voluntad de Dios para con vosotros en Cristo Jesús. (1 Tesalonicenses 5:18)

 

- La fresca brisa después de un caluroso verano.

- Tiempo juntos, amándonos en los pequeños detalles.

- ¡Tanta Palabra!

- Nuestra fe en Jesús.

- Las buenas noticias que vienen de lejos, transformando la vida de jóvenes que se preparan para servirle.

- Alumnos con disposición y expectativas y sus caras al descubrir los tesoros de la Palabra.

- Tiempos de alabanza que nos elevan a Su misma presencia.

- Mi hogar, hermoso.

- La paz de mi tierra.

- La esperanza y convicción de que tu mano se va a mover.

- Los velos que han caído de los ojos de personas muy queridas para mi amiga, la apostasía retrocediendo en su vida.

- Ver como oraciones de años son contestadas, aliento al corazón.

- Castañas asadas.

- Aromas de otoño.
 
¿Y tú "cuántas flores has recibido"?

DETERMINACIÓN




Determinación..., he estado pensando en esta palabra por días, indagando en ella, entendiendo como una determinación puede cambiar nuestra vida.

Pero..
Algunos de sus significados son: decisión, resolución, osadía, valor, pero quizá la definición mas completa sea: “Decisión constante para un propósito en el cual se es perseverante

Vemos como una determinación va mas allá que una simple decisión, que en muchas ocasiones quedan olvidadas en el trastero de nuestra conciencia, sino que por el contrario es una decisión constante que no da lugar al olvido, que es perseverante, perdurable en el tiempo. Implica el fijar términos.

Las decisiones en muchas ocasiones se quedan en un pensamiento, no así la determinación, que conlleva un acto, una acción, el llevar a cabo aquello que se ha determinado.

Las determinaciones son importantes en la vida, muy importantes diría yo pues son las que tiran de nosotros, las que nos empuja a dar pasos cuando estamos agotados, dudosos, temerosos, llenos de incertidumbres.

La determinación y el empuje pueden cambiar absolutamente nuestro estilo de vida, y ayudarnos a saber redimir el tiempo para conseguir nuestros logros.

Se puede y se debe tomar determinaciones en todos los ámbitos, laboral, físico, emocional y por supuesto en el ámbito espiritual.

Uno de los mejores ejemplos de determinación lo podemos encontrar en la vida de José, que determinó perdonar y no hospedarse en el lamento e incertidumbre del "por qué", que determinó dar un paso al frente y no asentarse en lágrimas por el olvido.  José, que determinó huir de la tentación en lugar de deleitarse en el pecado, que determinó esperar en el tiempo de Dios, determinó habitar en la fe, afianzarse en la misericordia y cumplir con la voluntad del que lo había llamado.

La determinación debe ser tu empuje, tu vara de apoyo,
 la que marcará la diferencia en tu vida.

Pero al igual que José tomó determinaciones importantes y todas ellas para lo bueno, en ocasiones, se pueden tomar determinaciones para lo malo y que eso nos lleve a pasear por el borde del precipicio, ¿quieres saber de alguien que determinó para lo malo? En la próxima entrada veremos el ejemplo de un hombre que tomó determinaciones nefastas y que solo el amor de Dios por alguien que intercedía por él le salvó ¿sabes de quién se trata?
 
Feliz día.
 

NUNCA ES TARDE (9) Los Relatos de Amelia



Nunca es tarde para aprender, esto dice un refrán que se suele escuchar con mucha frecuencia, y es cierto, nunca es tarde para aprender cualquier cosa y por supuesto nunca es tarde para aprender en el ámbito espiritual.

En un momento del día Amelia reflexionó sobre esto mientras examinaba su propia vida, muchos principios, mandatos que debía tener claros y haberlos llevado a cabo, de repente, en este último tiempo han invadido su mente y su corazón, entendiendo que hasta ahora, muchas cosas habían estado mal, pero… nunca es tarde.

Nunca es tarde para comenzar a obedecer la Palabra de Dios, para amar con amor del apretado Al Que todo lo merece, para que el corazón se vista de verdad, no solo de apariencia y para comenzar a distribuir los días de una manera productiva.

Pensar en el tiempo perdido, desaprovechado, la entristece y hace que su semblante palidezca y llore el corazón, ¿podrá Dios perdonarle un conocimiento real pero que solo quedó en teoría? ¿tantos años? ¿podrá Dios perdonarle que después de tanto entregado, tantas oportunidades solo haya querido aparentar ser?

Todos estos pensamientos han estado paseando a su alrededor, y Amelia ha sido consciente que ahora ve todo con mayor claridad ¿por qué antes no lo veía? Aún no lo sabe muy bien o quizá sí pero tiene miedo a esbozarlo: solo pensaba en ella misma.

Ahora lo ve, ahora ve la grandiosidad del Maestro, ahora ve que la pasión no es solo una palabra cuando se refiere a las Escrituras, ahora ve que el cambio debe comenzar en el interior, y solo entonces nacerá el fruto que impregnará a otros, su dulce fragancia hablará de Él.

Y ante la pregunta si podrá Dios perdonarle ese pasado insulso, aún estando en el camino, la respuesta es SI, si porque cuando entiende realmente el significado de lo ocurrido en la Cruz ninguna otra cosa importa, lo que de allí sigue emanando es suficiente para perdonar todos sus pecados.

Así que no es tarde para Amelia, para comenzar a servir con el corazón, para comenzar a amar intencionalmente, para comenzar a ser de verdad.

INVITACIÓN.-

Y si no es tarde para Amelia, tampoco es tarde para ti, así que hoy es el día para que examines con profundidad tu vida, evalúes los motivos que te impulsan y comiences a abrir los ojos a la realidad que solo importa: Agradar al Señor.

No es tarde para levantarte incluso del sopor, sacudirte de los motivos errados y comenzar a dar fragancia que impregne tu alrededor.

Hoy es tu día, porque recuerda, NUNCA ES TARDE.
¿Te atreves? 
Bendiciones a todos, estaré feliz de leer tus comentarios.

DIOS DE MARAVILLAS

El día de ayer, en el Instituto Bíblico, en la asignatura Teología I,  mostramos a los alumnos un vídeo que nos deja ver solo un poquito al Dios grandioso al que servimos y amamos.
Terminado el vídeo solo podemos postrarnos y adorar ante Su majestad.

Se los dejo por aquí para que lo disfruten, reflexionen y adoren.

Como siempre digo, hay que tener más fe para creer en "big bang" que para creer en Dios.

Compártelo, estoy segura que será de bendición para todo el que lo vea.


EL DÍA DE LA BIBLIA



Septiembre es el mes de la Biblia, ¿por qué elegir un mes para ser el mes de la Biblia? Posiblemente para que tenga un poco más de notoriedad y eso está bien, pero no solo septiembre, sino que cada mes debe ser para nosotros el mes de la Biblia, de la Palabra de Dios, pues ella debe ser nuestra guía en todo momento.

Preparando una de las clases para el Instituto Bíblico comencé a reflexionar sobre algunas preguntas que hoy me gustaría compartir contigo.

¿Has estado enamorado alguna vez, o estás enamorado? ¿Cuáles son los síntomas? Podríamos decir que algunos de los síntomas del enamoramiento son:

- Cuando extrañas a la persona a todas horas y cuentas los minutos que te faltan para verle.

- Cuando cualquier excusa es buena para poder estar con él.

- Cuando no puedes sacarlo de tu mente y está cada segundo en tu pensamiento.

- Cuando te late el corazón a mil por hora cada vez que le ves o estás cerca de él.

- Cuando ninguna otra persona es más importante.

- Cuando tus prioridades han cambiado y dejas otras cosas por estar con él.

- Cuando cada cosa que ves, te recuerda a él.

- Cuando te sientes la persona más feliz del mundo por tenerle a tu lado.

- Cuando el tiempo a su lado pasa volando.

- La persona enamorada siente una sensación de gozo y de felicidad constante.

- El enamorado ve la vida de otra forma


¿Son estos los síntomas cuando nos acercamos a la Palabra de Dios?

Si estás enamorada de Su Palabra deberían serlo:

- Si hoy no la has leído, deberías extrañarla y contar los minutos para acercarte a ella con una corazón que sea buena tierra.

- Buscar todo momento, cualquier “excusa” para leerla.

- No poder sacar de tu mente cada enseñanza aprendida y que éstas estén siempre en tu pensamiento.

- Que te lata el corazón con fuerza cuando Dios te está hablando a través de ella.

- Cuando nada es más importante que buscar Su dirección

- Cuando tus prioridades han cambiado y dejas otras cosas que leer, que ver, que escuchar, por deleitarte en la Palabra de Dios.

- Cuando cada cosa que ves, escuchas o sientes te hace recordarla, y pasas todo por su filtro, para comprobar si está de acuerdo con la voluntad del Padre.

- Cuando te sientes la persona más feliz del mundo por tenerla.

- Cuando el tiempo pasa volando cuando la escudriñas.

- La persona enamorada de la Biblia siente una sensación de gozo y de felicidad constante.

- El enamorado de la Palabra ve la vida de otra forma, con los ojos de Dios. 






La idea con mis alumnos, no es crear “Teólogos de mente”, sino principalmente “Teólogos del corazón”, debemos ser personas que amemos profundamente la Palabra de Dios, que para nosotros sea imprescindible, hermosa, porque ella es la revelación del Dios Todopoderoso, Su voluntad para nuestra vida.

Yo no se que relación tienes con tu Biblia, yo amo mi Biblia, la leo y la releo, y hago todo lo posible, lo que el Señor ha puesto en mi corazón, para que con un simple vistazo pueda saber lo que Dios está hablando a mi vida, y por eso la dibujo, la subrayo, para recordar, grabar todo lo que Dios tiene allí para mi, y mientras lo hago voy orando, dando gracias a Dios por lo que me está hablando. Esa es la relación hermosa que debemos tener con nuestra guía, con nuestra brújula de vida.

¿Pero sabes cuál es la mejor manera de mostrar tu amor por la Biblia? Obedeciéndola, esa es la mayor muestra de amor.


"Respondió Jesús, y le dijo: El que me ama, mi palabra guardará; y mi Padre le amará, y vendremos a él, y haremos con él morada" (Juan 14:23)

He guardado tu palabra en mi corazón, para no pecar contra ti.
Te alabo, oh Señor; enséñame tus decretos.
Recité en voz alta todas las ordenanzas que nos has dado.
Me alegré en tus leyes tanto como en las riquezas.
Estudiaré tus mandamientos y reflexionaré sobre tus caminos.
Me deleitaré en tus decretos y no olvidaré tu palabra.

(Salmo 119:11 – 16)

Celebra el día de la Biblia cada día de tu vida, construye tus días en su fundamento. Su Palabra permanece para siempre.


Bendiciones.

TODO




Oscurecía y estaba leyendo algunos retazos en una de mis tantas libretas de apuntes, de palabras, de inspiración, de recordatorio de lo que Dios ha hecho en mi vida y de lo que me ha hablado y leí una frase que ahora mismo ni siquiera recuerdo pero que incluía una palabra que de repente saltó ante mis ojos, TODO, leí de nuevo TODO y en mi corazón se dibujó ese hermoso versículo de Marcos 9.23


¿Cómo que “si puedo”? —preguntó Jesús—. Todo es posible si uno cree. (NTV)



Y un torbellino de enseñanza de ese versículo vino a mi vida, y comenzó a hablarme la hermosa Palabra de Dios.
De todo lo que recibí hoy quiero compartirles un pequeño extracto.


TODO, palabra grande, no por su extensión, sí por el contenido.

Todo significa: Que se toma o se considera por entero, completo, total, íntegro, intacto, absoluto


¡Cuánto abarca!, no deja excepciones, no deja lugar a ningún “quizá” “tal vez” “acaso”.

Todo implica plenitud.

¿Sabes que es posible para el que cree? TODO, todo es posible, no algunas cosas son posible, TODO, íntegramente, absolutamente, completamente,...


Y cuando pensamos en esta realidad, quizá pensemos en milagros extraordinarios, incluso en cosas materiales, y está bien, es correcto, pero ¿sabes algo? este Todo también abarca:


- Creer cuando ya no tenía esperanza.

- Obedecer cuando parecía imposible.

- Dar cuando parece que no tengo nada.

- Confiar en Jesús y no en mi, cuando estoy a punto de bajar los brazos.

- Llenar mi cesta con el fruto del Espíritu cuando parecía vacía.

- Esperar en Su voluntad cuando pensaba que ya no había fuerzas.

- Perdonar cuando el daño parecía irreparable.

- Servir cuando lo tenía todo en contra.

- Amar cuando parecía que la llama se había apagado.

- Soñar cuando parecía que los sueños habían muerto.

- Pedir perdón cuando parecía que el corazón se había endurecido.

- Entregarme del todo a Aquel que su vida dio por mi cuando parecía que me había enfriado.




TODO también abarca estas cosas y muchas otras que seguro ahora estás pensando…


TODO es posible PARA EL QUE CREE, para el que cree en JESUCRISTO, que su vida entregó para que TODO fuese posible, hasta el perdón de nuestros pecados.


APACIBLE



Apacible, palabra que me aquieta
que desvanece los temores
que da la mano
que enseña, que reta.
Apacible, palabra que huele a lluvia,
a estar sentada en el bordillo
contemplando la hierba que humedece,
que entrega sensaciones,
que doblega el ímpetu,
que el dominio propio entrega.
Apacible, palabra que encontré en el camino,
cuando el sendero se acorta,
cuando el cielo habla,
cuando entendí que mi vida
es parcela comprada,
con un dueño eterno…
apacible…, apacible está mi alma.
 
 

TE PERTENEZCO


Te pertenezco
como tesoro envuelto
como brillo guardado,
como abrazo que aprieta
que imprime esperanza, que entrega.
Te pertenezco
porque tu mirada de amor siempre ha estado
aun cuando era yo la que caminaba lejos,
la que movía mi columpio
sin advertir que tu presencia me ha abrigado.
Te pertenezco mi Dios,
porque el precio pagado fue grande,
porque me compraste a precio de sangre,
porque tu brazo de favor no se ha cortado.
Te pertenezco,
¿querer? Nada más quiero.
 
 

FLORES EN MI VENTANA (16)

Sean agradecidos en toda circunstancia, pues esta es la voluntad de Dios para ustedes, los que pertenecen a Cristo Jesús.  
(1 Tesalonicenses 5:18 NTV) 


Gracias por:

- Enseñanzas arraigándose en el corazón.

- Entendiendo circunstancias, aceptando hechos, conociendo tu misericordia.

- Paz.

- Días de maravilloso descanso.

- Salud

- Tus promesas, promesas, promesas que visten mi alma.

- Personas maravillosas conocidas a través de este blog.

- Mi amada iglesia, sana doctrina, tu misericordia derramada.

- Mi familia en la fe.

- Mis amigos.

- Mi hogar, acogedor, hermoso.

- La compañía, el amor, la ayuda de mi esposo.


Querid@s amigos, no olviden ser agradecidos en el Señor, Él se regocija en el corazón de aquel que agradece cada uno de Sus detalles, cada uno de ellos es una flor en tu ventana.

Si quieres puedes dejar en un comentario sobre "cuántas flores has recibido hoy",  Seguro será de bendición para todos los que lo leamos, recuerda que tu vida, tus comentarios, tus testimonios pueden bendecir a otros.

Feliz día.



CALMA (8) Los Relatos de Amelia


Parece que el viento ha variado de dirección, que comienza a soplar suave, como un susurro que va guiando cada paso.

Cambió la dirección del viento, y esto, para Amelia, hasta hace relativamente poco no era ni deseable, ni probable. Pero a veces ocurre, cuando confías y anhelas agradar al Señor, Él como buen Maestro va desgranando cada enseñanza frente a nuestros ojos.

Y así está Amelia, meditando en su aprendizaje, entendiendo que la impulsividad casi nunca es buena compañera y que dar pasos cortos, en ocasiones es lo más apropiado, aprendió que “la calma es buena consejera”, ¡por fin!

Quizá la madurez que va asentándose en el corazón ha alentado este proceso, la verdad es maravilloso observar como la teoría salta a la realidad, y va produciendo en Amelia una transformación. 
¡Cuánto le hubiese gustado entender esto hace tiempo! para quizá actuar de otra manera en alguna ocasión, para callar cuando habló, para retirarse cuando dio un paso al frente, porque aunque estemos en lo cierto y tengamos razón, a veces hay que quitar el pie del acelerador.

Pero no es tiempo de lamentos, ni de “pudo haber sido y no fue”, es tiempo de tomar con fuerzas esta nueva etapa, apretarla entre las manos para que ninguna circunstancia la deje caer al suelo, ahora es de ella y solo de ella.

Hay tantos “maestros” que Dios está poniendo en la vida de Amelia, ahora lo entiende y está agradecida por ello. Estos “maestros” son en ocasiones personas, otras veces circunstancias, otras veces palabras u oportunidades, un “abanico de maestros” que el Señor dispone frente a ella, a los que en ocasiones percibe y en otras solo los ve cuando ya ha recorrido el trayecto. Pero ahora Amelia quiere estar atenta, porque esta vida le agrada, porque sabe que Dios la está preparando, que está moldeando su vida,  ahora siente que es ella la que, en dependencia de Dios, tiene el control y no otros, y eso le gusta y era necesario, ha dejado de ser espectadora para convertirse en protagonista de su vida, y aquellas escalera que comenzó una vez a bajar desde la azotea parece va a llegar a buen término.

¡En fin! Que ahora Amelia sonríe por dentro, que es donde de verdad importa, y se la puede ver por la calle, con cabeza alta, VIVIENDO.

Seguiremos informando.

INVITACION.-

Querido lector, si tu vida se ha convertido en un torbellino que mantiene tus pies en el aire, a una velocidad límite casi todo el tiempo, es hora de parar y comenzar a vivir despacio, con la calma como consejera, para que nada se te escape entre los dedos, para que cada palabra hablada, cada gesto hecho esté conforme a la voluntad del Señor y no influenciado por la circunstancia vivida, la palabra escuchada, la mirada recibida.

Dios bendiga tu día.

DELÉITATE EN EL SEÑOR


¿Por qué será que cada vez que escucho hablar a alguien sobre este versículo el énfasis principal se pone en la segunda parte del mismo “Él te concederá los deseos o peticiones de tu corazón"?

Sencillo, porque así somos los seres humanos, en muchas ocasiones la prioridad es el recibir, pero ¿qué de la primera parte del verso? ¿qué de deleitarse en el Señor?

Esta promesa hermosa, que los deseos de nuestro corazón serán concedidos viene precedido de una condición que muchas veces olvidamos, si hacemos la primera parte, entonces la promesa será hecha, es lo que se llama una promesa condicional, es decir, está supeditada, condicionada a la obediencia : obtendremos los deseos de nuestro corazón si nos deleitamos en el Señor, y no de otra manera.

Tampoco debemos olvidar que la enseñanza de todo este salmo es principalmente que el justo no debe desesperar cuando los malvados prosperan, sino que por el contrario su confianza debe permanecer en Aquél que es su proveedor.

El significado de la palabra DELEITE es: gusto, complacencia, disfrute, agrado, delicia, placer, satisfacción, gozo.

En  hebreo tiene que ver con ser suave o maleable, es decir, con  la capacidad de los materiales de ser moldeables al pasar por fuego, ¡qué interesante! debemos deleitarnos en Dios, dejar que sea Él Quien moldee nuestra vida y nos transforme, conformándonos a la imagen de Cristo, ¿no te parece maravilloso?

En hebreo, esta palabra tiene que ver con placer muy intenso o vivo por alguien o por algo, al punto que ese algo o alguien viene a satisfacer y saciar los sentimientos más profundos.
Por lo tanto, en este pasaje, se nos habla del placer, del disfrute, del agrado de tener una relación personal y cercana con nuestro Dios, de tener verdadera comunión con Él.

Deleitarse en el Señor es desear y disfrutar de Su presencia, de Su Palabra. Cuando nos deleitamos en Él, entonces Él es suficiente, Él llega a ser la fuente de nuestra completa satisfacción, de nuestra provisión, de nuestra felicidad. Deleitarnos, regocijarnos en Su señorío, en Su gobierno sobre nuestra vida.

Debemos deleitarnos solo en Él, y no ser amadores de otros deleites más que de Dios
 (2 Tim. 3:1-4)

Aprende a deleitarte en Dios independientemente de las circunstancias que estés pasando, recuerda lo que dice la Palabra: ¡Regocijaos en el Señor siempre! otra vez os lo digo: ¡Regocijaos! (Fil.4:4)

Y a los que se deleitan en el Señor entonces les serán concedido los deseos de su corazón, pero ¿qué deseos? Es evidente que los que estén de acuerdo con Su voluntad (Jn. 15:7)

¿Será que nuestros deseos están de acuerdo con la voluntad de Dios? Si me delito en Él, los deseos de nuestro corazón estarán alineados con Su perfecta voluntad, y entonces podemos estar seguros que esos deseos serán concedidos.


Te animo a que comiences cada nuevo día deleitándote en Dios, 
buscando de Su presencia, deseando hallar tu felicidad en Él, confiando en Sus manos cada uno de tus asuntos, sin preocuparte porque el malo prospere y entonces haz una nueva lista de tus deseos, de tus peticiones (escríbelas en papel y te darás cuenta que posiblemente sean diferentes a las que hasta ahora tenías),   (AQUÍ PUEDES ENCONTRAR UN IMPRESO EN PDF QUE PUEDES DESCARGAR PARA HACER TU LISTAgrábalas en tu corazón y Él las concederá cumpliendo así Su promesa.

*También puedes descargarla al final del siguiente impreso pinchando donde dice: Download  

Feliz y bendecido día.

¡SED COMO NIÑOS!


¡Sed como niños!

Palabras como estas salieron de la boca de Jesús como enseñanza. ¿Por qué será? ¿Por qué tenemos que ser como niños?

El domingo, antes del servicio, nos reunimos como iglesia para orar, para interceder por los vecinos, por la comunidad.

Cada persona que acude a la reunión de oración puede alzar su voz con total libertad y clamar a Dios. Y así, este pasado domingo lo hizo una niña, una nena de apenas 5 años, que decidió y pidió aceptar al Señor en su corazón hace solo unos meses, cuyos padres no son cristianos por lo que no ha recibido enseñanza ni ejemplo en cuanto a la oración, pero ella elevó su voz espontáneamente en medio de todos los adultos, los que la sobrepasábamos en edad, estatura y conocimiento.

Ella elevó su voz en dependencia de Dios, con amor en una oración hermosa, con autoridad, clamando por la iglesia, por los que no conocen a Cristo y por su propia vida.

La mañana nos regaló silencio para escucharla, para que esa oración acariciara los corazones de todos los que estábamos en el lugar.

¡Sed como niños! Sencillos, entregados, humildes… ¡cuánto nos queda por aprender!


Entonces dijo:
—Les digo la verdad, a menos que se aparten de sus pecados y se vuelvan como niños, nunca entrarán en el reino del cielo.

Mateo 18:3 (NTV)


SU VOZ, SU GUÍA



Su voz, Su guía
es bálsamo que masajea el alma,
brisa fresca que entrega alas,
camino recto que lleva a casa.

Su guía, su voz
consuelo abrigado que deshace el hielo,
paz constante borrando miedos,
pincel de esperanza aniquilando duelos.

Su voz, su guía
certeza que embriaga, mano apretada,
promesa que acuna,
destino que abraza.
(Proverbios16:1 NTV)

Buenos días, en estos versos he querido expresar lo que en mi produce ser guiada por la voz de Dios, por Su hermosa Palabra. Si pudiera expresarlo de manera precisa: SEGURIDAD. 
Hoy quiero animarte a que busques Su guía, Su dirección para todo lo que emprendas, solo así estarás segura que tu final será acertado, propicio.
En nuestra propia seguridad tropezamos y caemos y pagamos las consecuencias, pero si en cada detalle de nuestra vida pedimos dirección a Aquel que nos ama, que tiene propósitos hermosos para nuestra vida ¿cómo te sentirás? Abrigada por Su presencia y créeme, no hay nada mejor.

Busca en Su Palabra, guía segura.

Bendiciones.


NO IMPORTA LO QUE OCURRA AL OTRO LADO



En muchísimas oportunidades, Dios usa las situaciones más inverosímiles, extrañas para hablarnos, para mostrarnos que quiere de nosotros.

Algo en el corazón para hacer, pero después de tanto entregado y recibir dolor, te cuestionas y decides: “No lo haré”, pero entonces Su voz en tu corazón “mas bienaventurado es dar que recibir”.

Ante un acto que arruga el corazón, que hace que llueva en el alma, otra decisión tomada: “No daré” y otra vez tu voz: “¿Quién eres tú para no dar si yo lo di todo en la Cruz?”.


Moraleja:

Lo que para ti era un deleite, abrir tus manos, debes seguir haciéndolo, ¡no importa lo que ocurra al otro lado!


Señor ¿hay alguien que diga que Tú no hablas, no muestras, no diriges? Cada día hablando al corazón.

Y después de todo lo sucedido, bendición, una flor en mi ventana (Pincha aquí) que muestra que a Ti te place dar, bendecir.

¿Quieres parecerte a Cristo? Da y no solo hablo de cosas materiales, que también, sino de dar amor, sonrisas, abrazos,…¡no importa lo que ocurra al otro lado!


La prueba para perfeccionarnos aún continúa...


LO IMPORTANTE


Cuando en el dolor, la incertidumbre, el desconcierto, veo tu amor expresando en Palabra entregada, en enseñanza, en recordarme eso que ya me habías enseñado ¡así es Esther! no importan otros pensamientos, ¡así es!

Cuando cuestiono mi proceder por voces escuchadas y escucho tu voz diciendo: ¡Así te hice, me place!

Cuando entiendo que mis sueños de zarza que arde, de fuego que desciende, de presencia, de mover, de milagros “a la Puerta de la Hermosa”, de lenguas repartidas como de fuego están en mi corazón y vienen de Ti, cuando eso sucede me conmueves, me postro, te agradezco. Tu mano extendida hacia mi, ¿cómo agradecer tanto amor?

Queridos amigos y hermanos, nada más importa, solo que la voluntad de Dios sea tu voluntad, que tu vida esté alineada a Su Palabra. ¿Qué todos lo entenderán? NO, ¿importa eso? Solo importa lo que Él piense.

LIBRES DEL PECADO QUE NOS ASEDIA


En ocasiones se escuchan testimonios de personas, cristianos que aman a Dios, que incluso sirven en la iglesia y que de cuando en cuando vuelven a caer en el mismo pecado.

Hablando de pecado habría mucho para disertar pero simplificando el asunto podríamos resumirlo en: el pecado esporádico, y aquel que se repite una y otra vez, quizá no con demasiada frecuencia, pero “de tanto en tanto” el pie resbala y vuelve a caer en el mismo hueco.

Que esto suceda a personas que viven alejadas de Dios podríamos considerarlo “normal”, pero ¿qué de aquellos que aman a Dios, que incluso le sirve y que lloran desconsoladamente cuando de nuevo ceden ante el pecado? ¿qué de ellos? ¿qué es lo que sucede?

Aunque diversas pueden ser las causas, existe una razón principal para que esto suceda: falta buscar a Dios, pasar tiempo junto a Él, ese es el “quid de la cuestión”, como suele decirse, pero no un tiempo “porque toca” sino un tiempo de calidad, de derramar tu corazón, de escuchar su voz, sin prisas, donde impregnarte de Su presencia sea tu mayor tesoro.

Si pasamos tiempo a solas con Él, si somos colmados de Su Presencia, ya no habrá espacio para nada más, y no habrá resquicio para ensuciar de nuevo el corazón.

¿Una mente saturada de su Palabra? Nada más podrá entrar.

En multitud de ocasiones culpamos al enemigo de nuestra situación, pero a veces somos nosotros, por nuestra negligencia los causantes de la situación que nos envuelve. Si la tentación llega, digamos como Jesús: Escrito está… La Palabra dice que resistamos al enemigo y éste huirá pero para ello tienes que estar lleno de presencia de Dios.

¿Qué sucede cuando la mayor parte del tiempo la dedicamos a otras cosas? Televisión, novelas rosas, conversaciones que corrompen las buenas costumbres, ...ociosidad sin provecho ¿qué sucede? Pues que esto será lo que sature la mente guiándote, aún sin ser consciente, hacia el pecado y desplazando despacio o rápidamente lo “poco” de Dios que aún se apega al corazón.

¿Amas a Dios? ¿Amas tu vida? ¿Quieres irte cuando venga a buscarnos?

Satúrate de Su Palabra, dedica tiempo a diario a estar en Su Presencia, que cada rincón de tu ser respire Su fragancia, esa y solo esa será la solución, y entonces seremos libres del pecado que nos asedia.

Recuerda que en la cruz, ya Él compró tu libertad.
 
 



CALAFATEADOS

Calafateados... una palabra inusual pero que puede traer una gran enseñanza.  Espero que esta predicación ministre vuestras vidas.
Bendiciones para todos.


SABER - ELEGIR



Hace unos días, en una conversación, mi esposo me dijo una frase que me hizo reflexionar, es una frase para meditar y posiblemente al leerla por primera vez no se entienda muy bien: “Para ganar hay que saber perder, para ganar hay que elegir el bien”

¿Para ganar hay que saber perder? Parece contradictorio pero... no lo es. Veamos, hay ocasiones en las que es necesario saber o incluso, diría yo, elegir perder: elegir perder una discusión, una controversia, un asunto que en definitiva no tiene importancia con tal de conservar el amor, la amistad, no hacer daño.

Si para no lastimar debes “perder” una conversación, hazlo, si para no perder una amistad debes “perder” una discusión, hazlo, si para conservar el amor debes “perder” una controversia, hazlo.

¿Es más importante ganar una discusión y perder al amigo, causar daño? Yo creo que no, creo que hay cosas que no tienen la mayor importancia y en ocasiones nos enfrascamos en tener la razón, en ganar todas las discusiones, cuando esto en realidad no es lo más importante.

Si es cuestión de doctrina, de fe, debemos exponer claramente la verdad, no para ganar una discusión sino porque el Señor nos llama a contender por la fe: “ Amados, por el gran empeño que tenía en escribiros acerca de nuestra común salvación, he sentido la necesidad de escribiros exhortándoos a contender ardientemente por la fe que de una vez para siempre fue entregada a los santos” Judas 1:3

Pero en otro tipo de cuestiones: si yo dije esto y tu dijiste aquello, si era de noche o si era de día, si habían ocho o habían nueve, si era verde o si era amarillo, por tales asuntos,  es mejor no discutir, elegir perder, saber perder para conservar lo importante.

Y por supuesto, la otra mitad de la frase, para ganar, para ganar de verdad hay que elegir el bien, hacer el bien, mostrar bien, desear el bien, esos son los verdaderos ganadores, los que practicando el bien aman a los demás como a sí mismos, y elegir el camino del bien, del bien superior, del BIEN con mayúsculas, CRISTO, Él y solo Él nos hace ganadores, recibiremos corona, vida eterna si le obedecemos a Él.

Y tú ¿qué eliges?

EL PELIGRO DE ACOSTUMBRARSE

¿Es peligroso llevar un cristianismo de costumbres, rutinario? ¿Hay algún área de tu vida en la que la costumbre se ha establecido? ¿Vives en el primer amor?  ¿Sigues teniendo pasión por Dios y por Su obra?
Estas y otras preguntas serán respondidas en esta prédica, y la Palabra de Dios, que ofrece esperanza, nos da la forma de salir de un cristianismo de costumbres que nos puede llevar a la muerte espiritual.

Espero que sea de bendición para vuestras vidas.


SUBLIME GRACIA

  

Sublime gracia que rescató mi alma,

que enraizó mis pies a propósitos,

extendió su calma.

Sublime gracia que entregó un sendero,

estrecho camino,

destino al cielo.

Sublime gracia por siempre incomprensible,

del todo inmerecida.

Sublime gracia de rojo teñida.

SOLO EL AGUA SACIA (S.A.S.)

Feliz día, hoy quería compartir con todos una prédica que el Señor me permitió compartir en una reunión de damas, espero sea de bendición para vuestras vidas.



Y tú ¿dónde sacias tu sed?

FLORES EN MI VENTANA (15)



En las etiquetas “Flores en mi ventana”, iré mostrando las “flores”, los regalos, las bendiciones que el Señor cada día trae a mi ventana.

Gracias Señor por:

- Regalos inesperados.

- Lecciones aprendidas aún en el dolor.

- Fruto madurando.

- Dominio propio puesto a prueba y logros.

- Palabra entregada, sigues trazando mi camino, trabajando en  MI PARCELA

- Sentirse “solo” un vaso, no hay mayor gloria.

- Lo que haces con cada palabra escrita, expuesta.

- Días de descanso.

- Todos ellos, ellas, los que leen este blog, instagram, twitter.

- Un ministerio que ha bendecido nuestras vidas.

- Tu perdón, no hay nada más importante.

- Un mensaje que se pone a prueba, mi fruto, mi aprendizaje, aprendiendo tus lecciones.


Sean agradecidos en toda circunstancia, pues esta es la voluntad de Dios para ustedes, los que pertenecen a Cristo Jesús. (1 Tesalonicenses 5:18 NTV)

TODO TU



Si la mañana sonríe y nacen esperanzas,
si el puente se extienden, si los pasos avanzan,
si hay alas que despliegan, perfumes que abrazan, 
si algo tengo, TODO TU,
si algo esboza, TODO TU.
Si late vida, aún en el valle,
si entra luz aún en la cárcel,
si la zarza arde y aún permanece,
si boda hay preparada,
si trompeta por sonar,
si la tormenta ha callado,
si hay sangre derramada que limpia los pecados,
si algo tengo, TODO TU,
si algo esboza, TODO TU

Jesús, a Ti la Gloria

CARACTERÍSTICAS ESPECIALES (Construyendo mis días)


 Este es el relato de Noé y su familia. Noé era un hombre justo, la única persona intachable que vivía en la tierra en ese tiempo, y anduvo en íntima comunión con Dios. 
(Génesis 6:9)

 Entonces Noé hizo todo exactamente como Dios se lo había ordenado.
(Génesis 6:22)

 Fue por la fe que Noé construyó un barco grande para salvar a su familia del diluvio en obediencia a Dios, quien le advirtió de cosas que nunca antes habían sucedido. Por su fe, Noé condenó al resto del mundo y recibió la justicia que viene por la fe.
(Hebreos 11:7)

Versión de la Biblia usada: Nueva Traducción Viviente (NTV)

Estos días leía algunos capítulos de Génesis y es hermoso entender el por qué Noé encontró favor delante de Dios (Gn. 6:8), las características de este hombre eran sin duda singulares, grandes: Justo, intachable, andó en íntima comunión con Dios, era obediente a Dios y un hombre de fe.

Es por ello que Dios extendió su mano sobre él y lo uso para preservar la raza humana, grandioso llamado, al que Noé respondió con total obediencia.  De todas las personas que poblaban la Tierra en ese tiempo, fue un hombre como él, con esas características quien encontró el favor de Dios.

Preguntémonos en este día ¿cuántas de estas características poseemos?  Hoy Dios quiere llamar, quiere usar a personas justas, que anden en íntima comunión con Él, que sean irreprensibles, intachables, obedientes a Dios y a Su Palabra,  hombres y mujeres de fe, pues sin fe es imposible agradarle y yo añadiría una más, hombres y mujeres que busquen darle la gloria solo a Dios, que no vayan tras la fama, dinero o reconocimiento, sino que su único fin sea bendecir vidas y dar gloria a Dios.

¿Somos nosotros así?  Tomemos hoy un tiempo para reflexionar y orar a Dios sobre este tema, pongamos nuestra vida en sus manos, para que, como ocurrió en la vida de Noé, cada uno de nosotros también podamos encontrar favor delante del Señor.



BAJANDO DE LA AZOTEA (7) Los Relatos de Amelia


Si bien es cierto que Amelia sigue en la búsqueda de su propia personalidad, ha ido avanzando, sigue firme en las decisiones tomadas, pocas, para ella todo un triunfo el poder mantenerlas.

Casi siempre su tiempo de reflexión es con la cabeza apoyada en su almohada, y como no podía ser menos, esta noche meditó sobre su propia vida, y encontró palabras para lo que siempre ha pensado y sentido en su propio corazón: VIVE EN LA AZOTEA DE SU VIDA, mirando desde arriba como transcurre la obra, como se abre y se cierra la puerta, ajena, observando aún como ella sale y entra pero en realidad su estancia es el tejado, la azotea, como si de las tablas del escenario se tratase, definitivamente, esas tablas se han convertido durante mucho tiempo en su estancia.
Aunque no ha levantado oposición, no se ha revelado a esta situación, si era consciente de ella, durante mucho tiempo, y durante mucho tiempo ha querido bajar y como se suele decir ser la protagonista de su propia vida, pero siempre ha quedado a mitad de la escalera, devolviendo peldaños caminados que nuevamente la han llevado a la azotea.

Cada vez que ha dado un paso ha sido a raíz de una decepción, de sentir que vive para que otros acepten sus decisiones y eso la hace infeliz y comienza a caminar hacia su vida, descendiendo peldaños, pero pronto deshace lo andado, se le olvida, no es rencorosa, algo que es un tesoro, pero eso la vuelve a llevar al punto de partida.

Pero anoche, en su cama, sucedió algo diferente, fue consciente que debe bajar esas escaleras, dejar la azotea, NO porque se haya llevado una decepción, sino porque entendió que el tiempo corre a pasos agigantados y la dejará detrás si no toma las riendas y se adueña de su día a día.

Así que hoy es un día especial, muy especial, hoy quiere dejar de ser espectadora de sus vivencias y dejar de sentir que no vive, sino que simplemente deja transcurrir los días. También ha sido consciente que cuando ha comenzado a bajar peldaños, aunque sean pocos, ha sido feliz, pues no necesita de otros para vivir su vida, sino que ha experimentado que su vida es suya y que quiere dar ella y solo ella los pasos: Amelia caminando, sin que sean otros pies los que dirijan, otros los que ponen las señales y dejar de estar amarrada a las mentes y ojos de los demás, pues esto solo la hace feliz a ratos.

¿Siempre ha estado en la azotea, observando pero no viviendo? La verdad es que no, hubo un tiempo en que fue ella misma, expresando sus sentires sin el miedo que otros la juzgaran, la evaluaran, sin tener que dar un porqué de cada paso dado.

¿Cuando comenzó a subir las escaleras hacia ese palco de espectador? Pues no lo sabe muy bien, de lo que está segura es que la responsable ha sido ella misma.

No sabe el “cuándo”, pero si el “por qué”, sabe que fue lo que la empujó a esa azotea,  el no decir NO cuando en realidad eso era lo que deseaba, la empujó el pensar siempre en lo que los demás desean sin tener en cuenta lo que ella en algún momento podía desear, en ponerse delante del foco una y otra vez y dejar que toda la luz le de de lleno, el no querer pasear sola, cuando en realidad ha descubierto que le gusta, que le gusta mucho. La empujó el que cada acción la emprendía pensando en lo que a otros les pudiera parecer.

Todas estas áreas sin resolver, han sido empujones que la han llevado a estar sobre el tejado mirando a otros vivir, convirtiéndose casi en autómata en su día a día.

Es una vida que agobia, que pasa rápido, que hace que no diga lo que realmente piensas, sino que oculte mucha veces su pensar porque otros se han comido literalmente su vida, y Amelia tiene miedo de no ser o hacer lo que se espera de ella, siempre lo correcto, siempre lo adecuado, según la visión de otros ojos, pero en realidad, ¿la única mirada que importa? La que viene del cielo, cuando Dios nos mira.

Y tú ¿has vivido en alguna ocasión en la azotea de tu vida?

EN MOMENTOS DE PRUEBA


En ocasiones pasamos por situaciones difíciles, confusas, que pueden llevarnos a la tristeza e incluso a la depresión, enfermedad, una situación sentimental compleja, problemas con alguien, complicaciones en el trabajo, situación familiar preocupante,... pero no podemos dejar que esa situación y los sentimientos que producen se apoderen de nuestra vida, ahí es precisamente donde el enemigo nos quiere llevar.

Se que mientras se está pasando por el valle es difícil sentirse de otra manera, pero hay que hacer un esfuerzo, así que si estás pasando por algo parecido...
... deja tus cargas a los pies de Cristo, entrégale desde ahora mismo este problema al Señor, pero entrégaselo completamente, sin resquicios, y que tus labios comiencen a entonar cánticos de alabanza, a elevar al cielo palabras de adoración.

Además no olvides orar por el que te persigue y de pagar bien por mal, Dios comenzará a glorificase.
Recuerda que tenemos abogado y que mientras nosotros le buscamos a Él, Él pelea la batalla por nosotros.

Y aún en medio del desierto, nunca pierdas el gozo.

“Así experimentarán la paz de Dios, que supera todo lo que podemos entender. La paz de Dios cuidará su corazón y su mente mientras vivan en Cristo Jesús”
(Filipenses 4:7)


Te animo a que leas estos versos que te ayudarán a entender que debemos buscar la paz en cada situación: PAZ


¡CUIDADO CON HABITAR EN NOD!

 


El pasaje de Génesis 4:16 nos muestra que Caín salió de la presencia de Dios, no aprovechó las oportunidades que Dios le dio para arrepentirse de su pecado y cambiar, sino que que por el contrario, insistió en su actitud de rebeldía.

Al salir de la presencia del Señor se estableció, es decir, fijó su residencia en
 
cuyo significado es errante.
¿Errante de qué?

Errante de la voluntad de Dios, errante de su presencia, errante de su llamado, errante de su amor.

Queridos hermanos ¡cuidado con habitar en tierra de Nod! cuidado con andar errantes aún acudiendo a la iglesia e incluso sirviendo.

Lo que marcó la diferencia en Caín fue su falta de arrepentimiento y que salió de la presencia del Señor, y cuando salimos de Su presencia nos convertimos en errantes.

El Señor nos ayude a todos a amar, clamar y desear   
cada segundo de nuestra vida.

Bendiciones mis queridos lectores

APROVECHANDO LAS OPORTUNIDADES


¿Aprovechas siempre las oportunidades que se te presentan?   

En ocasiones Dios nos habla de la manera más imprevisible, y si no estamos atentos, podemos dejar pasar oportunidades preciosas, Su mano extendida sobre nuestra vida para hacer las cosas bien.
Escucha este audio, comienza a ser consciente de cada oportunidades, y comienza a hacerlo desde hoy mismo.

No te dejará indiferente.





 
Si escuchas el audio y nos cuenta algún testimonio sobre alguna oportunidad aprovechada en tu vida, seguro nos bendecirá a todos. 

¡¡ ANÍMATE A COMPARTIR !!

COMO VIENDO AL INVISIBLE




Sostenida en la tristeza
en el temor, en la prueba,
sostenida en la esperanza,
en soledades inciertas.
Sostenida sin anclaje,
con mirada a la espera
que recorre la estancia hasta el horizonte
con la certidumbre que Tú siempre llegas.
Sostenida con fuerza, con empeño,
rehusando al mundo,
habitando en tierra ajena
esperando el gran día,
morada preparada, camino estrecho
manto de alegría.
Peregrina si, pero sostenida con fe,
vivifica por Su amor incomprensible,
chispas en el corazón
ungüento en el alma,
sostenida como viendo al Invisible.

COMO UN PUZZLE (Construyendo mis días)


Pues así es, Dios va colocando cada pieza de nuestra vida, la de sus hijos, como un puzzle, moviendo ficha y colocándola en su lugar en el momento preciso.

Así me sentí en estas semanas, algunas cosas sucediendo, y solo siendo consciente cuando vi el resultado final.

Uno de estos días me levanté un poco contrariada, había tenido un sueño, ¿cómo calificarlo? buscando una palabra simple: malo, un mal sueño, pues me hizo recordar y revivir una situación en la que mi esposo y yo sufrimos mucho.

Hace ya un tiempo se produjo una situación difícil en nuestra vida, donde personas que habían sido nuestros amigos, a los que habíamos ayudado sobre todo espiritualmente, por los que habíamos tomado decisiones que incluso nos perjudicaban a nosotros pero que les beneficiaban a ellos, no solo nos dieron la espalda, sino que por una corrección que le hicimos en su momentos (por algunas actitudes incorrectas que estaban teniendo) para ellos nos convertimos en el “enemigo público numero uno” y comenzaron a levantar mentiras, a calumniarnos, a decir cosas de nosotros totalmente falsas.

Cuando todo esto llegó a nuestros oídos, hace relativamente poco tiempo, quizá dos años, les puedo decir que en mi hubo una mezcla de sentimientos: asombro (¿por que hacían esto?), dolor, frustración, impotencia y tuve que tener un tiempo delante del Señor donde lloré, donde perdoné, y donde también el Señor sanó mis heridas.

Días más tardes, para contar la historia completa, les tengo que decir, que reconocieron que habían mentido y que nos habían calumniado, pero nuestro corazón, para ese entonces, ya estaba sano, y aún antes de que esto sucediera, ya les habíamos perdonado.

En todo este tiempo transcurrido, la verdad, ni siquiera he vuelto a pensar en aquello, les habíamos perdonado, y les deseamos lo mejor desde el primer momento, a pesar de todo el dolor sufrido.

Pero hace unos días soñé con toda la situación, y sabemos que, en ocasiones, los sueños... son tan reales, que fue como revivir todo, me levanté contrariada, volví a sentir la misma frustración y el mismo dolor... (primera pieza del puzzle)

Transcurre la mañana y me dispongo a escuchar una prédica a través de internet (segunda pieza del puzzle) en la que el pastor que predica cuenta un testimonio donde a él y a otro pastor, un tercer pastor, les calumnia y dice mentiras de ellos. Cuenta en la prédica que los dos pastores calumniados decidieron denunciar a este tercero porque había dicho cosas muy graves, pero cuando llega a su casa, Dios le habla a su corazón y le dice que NO, que no tiene que denunciarlo, que lo que debe hacer es orar por él, y se encierra este hombre de Dios en su habitación a orar y a orar, y Dios le muestra que tiene que orar por él hasta que lo ame.

Cuando escuché todo esto, mi corazón saltó, ¿casualidad? (no creo en ellas, creo que Dios mueve las fichas).

Y comencé a preguntarme algunas cosas. En primer lugar, de manera consciente, yo no guardaba nada hacia esta persona, le había perdonado y le deseaba lo mejor, y no era consciente de que hubiera ningún sentimiento contrario, pero como Dios ve más allá, ¿habrá algo que yo desconozco, de lo que no soy consciente?

Así que comencé a orar por ellos, por él principalmente, que fue el que más mentiras dijo. Y entendí que yo no era consciente, pero quizá en algún resquicio de mi corazón había algo que no debería estar ahí y que para mi había pasado desapercibido. Así que comencé a orar por él, y estoy orando por él cada día, ORANDO HASTA QUE LO AME.

Esta semana, me llamó el pastor de la Iglesia y me pidió que compartiera la Palabra el martes en el culto, y Dios me dirigió a unos versículos que en día anteriores, en mis devocionales, había estudiado (tercera pieza del Puzzle)


En estos pasajes Dios me mostraba que les estaba dando una oportunidad a Adán y Eva y en otro pasaje, también a Caín para que se arrepintieran (por medio de unas preguntas que les hizo), y como con esas preguntas Dios estaba extendiendo su mano de misericordia hacia ellos, en esta ocasión para arrepentimiento, pero hay muchas otras ocasiones, en las que Dios extiende su mano de diferentes formas y con diferentes propósitos.

Y entonces, preparando la prédica entendí, entendí que Dios también extendió su mano de misericordia sobre mi vida, a través de un sueño y luego al escuchar la prédica para que arreglara algo de lo que no era consciente, pero que tenía que hacer.

¿Habrá algo más hermoso que Dios mueva las piezas de nuestra vida para formar el puzzle perfecto?

¿Por qué hace esto el Señor? Porque nos ama, por eso nos da la oportunidad de arreglar nuestra vida, porque quiere trabajar en ella para que estemos preparados para el “gran día”.
Decirles que prediqué el martes, que compartí la Palabra y parte de este testimonio, y que vidas fueron tocadas e impulsadas a perdonar, a cambiar, a mejorar y eso me hace tremendamente feliz, sentirme usada por el Señor. (Pronto les pondré la predicación en audio)



Deja que Dios mueva las fichas de tu vida, de tu puzzle, aprovecha cada oportunidad que pone delante de ti, para arreglar cosas, incluso aquellas de las que no eres consciente.
¿Y yo? Yo sigo orando, orando hasta que le ame, antes sentía por él indiferencia, ahora siento misericordia, ahora comienzo a amarlo.

¡Dios es grande y deseo que siga moviendo cada ficha de su puzzle, que siga trabajando en la parcela de mi vida!

Y tú ¿que ficha ha movido el Señor de tu puzzle? Déjale actuar, aprovecha cada oportunidad.
Anímate a comentar algo de tu testimonio.


Besos y bendiciones. 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...